Altar de San Vicente Ferrer

En el crucero de nuestra Iglesia Arciprestal se encuentran los altares de los dos patrones de Llíria: San Vicente Ferrer y San Miguel Arcángel. 

En el de la parte recayente a la Sacristía, se encuentra en el nicho central la imagen del dominico valenciano San Vicente Ferrer, regalada por Remedios y Cristina Aliaga Turo, la cual entró en Llíria el 17 de abril de 1955, fiesta de San Vicente Ferrer. Mide más de 3 metros de altura y representa al "Pare Vicent" Ferrer en actitud de predicación, rodeado de ángeles y querubines con alegorías vicentinas: trompeta del apocalipsis, sermonario, y flor Nuestra localidad, le debe mucho a este gran dominico, ya que en 1410 y tras una fuerte sequía obró el milagro de hacer brotar el agua de un manantial seco. Pulsa aquí para más info.

En la parte baja del espectacular retablo, se encuentra la imagen de la "Mare de Déu dels Desamparats" patrona de la Región Valenciana. Está imagen fue costeada por Amparo Civera Conches y realizada por el escultor Rodilla Zanon el 1941, costó 4.000 pesetas. Esta imagen se encontraba presidiendo la Capilla de la Comunión antes de su Restauración. En agosto de 2013 se instaló en su ubicación actual. Esta imagen antiguamente presidia la procesión que realizaban los niños de primera comunión.

En la hornacina derecha del retablo, se encuentra la imagen de San Luis Gonzaga, costeada en los años cuarenta por la antigua Cofradía "dels Lluissos". Dicha imagen al igual que la de la Virgen de los Desamparados, es una imagen de 1,5m. de vestir, que refleja el joven jesuita adorando la cruz de Cristo. 

Bajo este altar se erigió canónicamente en 1761 la Cofradía de San Vicente Ferrer de nuestra ciudad.